Agradecimientos

Agradecimientos de la Escuela de Yoga y Conciencia

La Formación en la Escuela de Yoga y Conciencia, tal como hemos comentado, e insisto, tiene un profundo respeto al alumno, a sus ganas, a su disciplina, a su ánimo, a su confianza, a su camino.

Y ese respeto al alumno ha ido quedando plasmado en las clases diarias, en los cursos, en los retiros. Nos gusta trabajar con grupos pequeños en un aprendizaje largo y minucioso. Simplemente no tenemos prisa. Y pensamos que un árbol tarda en crecer, así como que cada estación tiene su tiempo y espacio.

Por otro lado, no soy nada esotérico, lo que es, es, y sólo enseño yoga, y prefiero disfrutar y creer en lo que me muestra tu corazón, en tu sentir, y en lo que compartamos juntos. El yoga nos conecta con lo mejor que hay en nosotros y con nuestro espíritu, y con la vida, pero para ello no hacen falta conjuros extraños.
Mi vida se encuentra dedicada al yoga y a su estudio. Y ello junto con mi familia, mis amigos y mi propio espacio personal me hacen profundamente feliz. Agradezco a todos

TE ESPERAMOS EN LOS CURSOS DE FORMACIÓN DE YOGA, TANTO MENSUAL COMO SEMANAL. ¡APÚNTATE!

Quisiera hacer una mención especial a Carlos Fiel, que fue alumno de Krishnamacharya, y a su vez profesor con el cual he estudiado, por ayudarme a comprender el eje, el corazón, y por darme permanente ánimo para dedicar mi capacidad en transmitir los fundamentos de la tradición.

 

Y de nuevo mi profundo agradecimiento a todos los que me han enseñado -Fernabat, Adrián, Angie y Nick, Juan Carlos y Nena-, y  a todos aquellos que me siguen enseñando, así como a todas las personas que practican yoga con la esperanza de traer más paz y felicidad y comprensión a nuestro mundo.

Agradecimientos - Escuela de Yoga y Conciencia